Gratitud y bienestar emocional

La gratitud es el sentimiento de agradecimiento y alegría al recibir lo que uno percibe como un obsequio, como un momento de paz provocado por la vida. Una respuesta de agradecimiento ante las circunstancias q vivimos puede ser una estrategia psicológica adaptativa y un importante proceso mediante el cual la persona interpreta positivamente sus experiencias cotidianas (Emmons y McCullough, 2003). La capacidad para percibir, apreciar y saborear los componentes de la propia vida se considera un factor determinante en el bienestar.

Una sociedad basada en la gratitud proporciona un recurso emocional importante para promover la estabilidad social, pues asegura reciprocidad en la interacción humana e inhibe la realización de comportamientos interpersonales agresivos y hostiles.  Funciona como un barómetro moral, al dotar al individuo de una señal afectiva tras percibir que alguien ha actuado favorablemente hacia él; funciona además como motivador moral, estimulando el comportamiento prosocial y altruista. Probablemente, las expresiones de gratitud son vitales para el éxito de las relaciones de pareja: pues la gratitud forma parte del proceso de transformar emociones autodestructivas en emociones curativas. La capacidad de reemplazar las dificultades sorteadas en pareja y el dolor por el resentimiento ante la crítica por agradecimiento y aceptación de las dificultades es clave en la adaptación madura a la vida. 

Hacer una pequeña reflexión diaria sobre aspectos por los que uno se puede sentir agradecido, incrementa de forma significativa la sensación de control y la positividad ante el futuro, lo que nos indica que es posible potencializar ciertas experiencias emocionales positivas con una simple inducción de la atención en los aspectos favorables de nuestra cotidianidad.

#psicologiapostivida #gratitud #calidaddevida #saludmental #bienestaremocional #diadelafelicidad